MI LUCHA ANTICASTRISTA Y CONTRA EL COMUNISMO

MI LUCHA ANTICASTRISTA Y CONTRA EL COMUNISMO

Mis Comparecencias en Milla (0 radio

jueves, 19 de diciembre de 2013

La doble moral de los artistas exiliados y la putería que los secunda

DE LA CRÓNICA USA/
Por Carlos Carballido
issac delgado2La moda del regreso del hijo pródigo parece ser la constante por estos días en un grupo de artistas cubanos que después de sacarle lo que pudieron al exilio miamero , no les queda más remedio que regresar a su lugar de origen para, al menos, seguir viviendo el pedazo de fama que sus fanes  oxidados, acarreados y hambreados, les pueden tributar en una Cuba alejada de las reglas del mercado a las que se ven obligados estos musiquitos en Estados Unidos.
Manolín el Médico de la Salsa, Pancho Céspedes, Tanya  y ahora Issac Delgado colmaron las primeras planas de los libelos cubanos y sus respectivas sucursales en el sur de la Florida, tras la decisión de- y cito- …Volverle a cantar a su público de la isla, como si fueran héroes que sacrificaron todo, hasta sus Mercedes Bens , por darse un baño de pueblo sumiso.
Lo que no dicen los titulares ni las estúpidas notas periodísticas, son las razones que pueden haber motivado a estos artistas de pacotilla unos, mediocres otros,  a  semejante decisión que no es otra que la de vivir en una tierra donde el mercado y la popularidad se mide por el nivel de ventas y la preferencia de una audiencia que en esos casos apuesta más por los artistas de Puerto Rico,  Dominicana y México que por figurillas que alguna vez llenaron además de los titulares, alguna que otra tribuna revolucionaria en la finca castrista.
El último en la lista, Issac Delgado, a quien conozco por ser de mi mismo barrio y haber pasado por la misma Universidad, había sido el músico ¿desertor? que había tenido más suerte. Desde que anunció su exilio fue a dar a Tampa, lejos del bananerismo miamero tras haber logrado un contrato con Sony Music que, posteriormente, derivó en Planet Record Miami gracias al éxito relativo que este cantante había cultivado en Europa tras las giras patrocinadas por la Empresa Oficial Cubana EGREEM.
Pero los números de Planet Records (donde sin importar la política del Embargo, han firmado a artistas residentes en la isla como Van Van y Manolito y su trabuco),  no registran a Delgado entre sus cantantes de puntería a pesar del último disco producido Supercubano que más bien ha tenido muy poca audiencia.  La Productora exhibe ganancias gracias a grupos Omega, El Cata, Gente De Zona, Alex Matos, Prince Royce, Luis Enrique y Fito Blanko que si cuentan con un público de consumidores e intereses empresariales. Issac, al parecer termino comprendiendo que el sonsonete acaramelado de una voz plana, no convence y menos esa mezcla de salsa con timba que no va con los pies del bailador foráneo, dígase el que si tiene billete con que sostenerlos.
De Tanya y Manolín, ya sabemos que ambos se estaban comiendo a Nicolás por una Pata en una ciudad donde los bills no perdonan y los conciertos en lugares como Casa Panza, Hoy Como Ayer  y la Covacha no dan para pagar el celular a pesar de que se venden como si fueran el Metropolitan Opera House de Nueva York. Así que tal vez Issac Delgado no quiso quedarse detrás antes de que las finanzas empezaran a mermar.
Pero en todo estos hay un aspecto engañoso del que nadie habla.  A los cuatro que recurvaron, y a los que quedan por irse, los  respaldan que aprovecharon la bondad estadounidense de hacerlos ciudadanos americanos con lo cual tienen libertad extrema de viajar, funcionar como mulas para llevar y traer pacotillas y tener acceso a inversiones y financiamientos que les seria vetado a las productoras cubanas como el caso del estudio de producciones Abdala ,de Silvio Rodríguez, quien a todos les ha dado la bienvenida. Todos ellos,  de alguna manera llevan, consientes o sin que lo sepan, la fibra castrista en las entrañas que les enseñó la doble moral como señal de triunfo a condición de hacer el juego a los verdugos
Así funcionan las cosas. Un círculo vicioso por el que han pasado músicos y no músicos como Inmundo García, por ejemplo. Aquí les va mal y voy a Cuba. Allá cuando pasa el minuto de fama y se pone el dado malo, entonces ponen a funcionar el pasaporte americano para a búsqueda y captura de la pacotilla o alguna misión mucho mas especifica como la división de exilio a favor del castismo. Ni artistas, ni grandes músicos. Más bien hijos pródigos que se conforman con el aplauso de un público chusma y la putería en bandeja de un exilio que les dio un espacio y varias horas en sus medios de comunicación.
Llamemos las cosas por su nombre. Al menos Saavedra, el de Vigilia Mambisa, rompe los CDs de estos oportunistas. En cambio, muchos cubanos de acá los compran para alimentar a sabandijas que no saben como quedar el  Hall de la Fama como lo han hecho estrellas como Celia Cruz, porque ni tienen vergüenza ni mucho menos tienen talento.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Titulares Noticiosos

Popular Posts

COLABORA CON ESTE BLOG